Voto en Blanco: debo ir a votar aunque no me gusten los candidatos, ¿es un deber moral o una obligación?

El 19 de noviembre se definirá quién será el próximo presidente de la Nación. Se enfrentarán en los comicios el candidato por La Libertad Avanza, Javier Milei, y el actual ministro de Economía de la Nación, Sergio Massa.

En este contexto de incertidumbre, con numerosas encuestas que estiman los resultados de las elecciones y que plantean diversos escenarios electorales, surgen determinadas incógnitas: ¿qué pasa con el voto en blanco?, ¿el voto nulo?, ¿cuáles serán sus proyecciones?, ¿vale la pena ir a votar si ninguno de los candidatos me representa?

Cómo llegan Sergio Massa y Javier Milei al debate: nueva encuesta reveladora sobre la migración de votos de Bullrich y Schiaretti

En el actual escenario de balotaje en Argentina, se observa una polarización inusual, donde las dos candidaturas en competencia representan extremos opuestos en el espectro político.

“En ese sentido, es opuesto al balotaje del 2015, en donde podías pensar que el Frente para la Victoria era coalición de centro-izquierda y Cambiemos era la coalición de Centro-Centro Derecha”, explicó el politólogo, Facundo Cruz.

Hoy, Juntos por el Cambio no entró en el escenario del balotaje y frente al candidato de Unión por la Patria hay una coalición que se presenta que está al extremo de la derecha.

“Estamos allá en la punta. Eso te deja todo un espacio cercano al centro que te queda huérfano de candidatura”, agregó.

Es decir, hay toda una porción del electorado de Cambiemos que no se siente representada por ninguna de las opciones en competencia y que, por ende, votaría en blanco.

“Juntos por el Cambio, hoy está corrido del centro y volcado un poquito más a la derecha. Hay mucha tensión interna respecto de votantes más ubicados en el centro y votantes más ubicados en la derecha. El electorado de Cambiemos, también se fue polarizando”, indicó Cruz.

¿Voto o no voto?

“El voto en blanco en términos teóricos está construido para que el que no se sienta representado por nadie, tenga algo que votar, que es votar sobre el vacío y es expresarse de alguna manera. Está pensado para eso”, explica el referente.

Según Cruz, algunas encuestas indican que en estas próximas elecciones el voto en blanco podría estar rondando los 10 puntos. Sin embargo, siempre es mejor participar de los comicios y eventualmente votar en blanco a no participar o no ir a votar, ¿por qué?

Nosotros tenemos un sistema electoral que se apoya sobre el principio de que votar es tanto un derecho como una obligación. Siempre es mejor votar de alguna manera porque le da vitalidad a la democracia y sobre todo participar en contextos como el actual, donde tenemos una oleada descendente de participación electoral”, resaltó.

Rumbo al balotaje: El vice intendente electo de Córdoba, Javier Pretto, adelanta que votará a Javier Milei

Con un porcentaje de participación que ronda los 70%-75%, Facundo explica que “eso no significa que menos gente va a votar, en términos nominales cada vez más gente va a votar, lo que pasa es que la torta es más grande. Entra más gente al padrón electoral que la gente que sale”.

ELECCIONES

Un candidato que es elegido presidente con un alto porcentaje de votos en blanco

En una hipotética segunda vuelta electoral, ¿cuál sería el desenlace si, después del candidato que obtiene el primer lugar, los votos en blanco se posicionan en el segundo lugar antes que los puntos logrados por el contendiente restante?

Para el politólogo, el candidato electo: “legitimidad legal y política tiene porque gana la elección. Se gana de acuerdo a las reglas y se sigue el sistema político argentino. Lo que le faltaría sería la legitimidad social”.

Quien quede electo jefe de gobierno tendría que no solo construir gobernabilidad, sino también construir legitimidad desde la aceptación social.

Voto Nulo

Por otro lado, algunas encuestas observan una tendencia interesante entre algunos sectores de la población que optarían por el voto nulo.

Lo veo como una expresión de descontento. Para una parte de la ciudadanía, ninguno de los dos candidatos convence y prefiere optar por ninguno de ellos, pero tenemos otras opciones”, resaltó Cruz.

Además, “el voto nulo no está diseñado para eso, para la expresión de descontento. El voto nulo es aquel que no está expresado correctamente porque la boleta está ropa, porque tiene alguna falla, porque no es la correcta, etc.”, concluyó el especialista.

COMENTARIOS