Rodríguez Chirillo echó a todo el directorio de Cammesa la empresa que se encarga de traer energía eléctrica a la provincia aseguran que quieren cerrarla para que opere solo el mercado.

El Gobierno Nacional echó a todo el directorio de Cammesa, la empresa que trae la energía a San Juan para que Energía San Juan y DECSA, en Caucete, la distribuyan a toda la provincia. El objetivo es cerrarla para terminar con su rol de intermediaria en la compra de combustibles para las centrales, apuntando a la «autogestión» del mercado.

El sitio especializado Econojournal confirmó que el secretario de Energía, Eduardo Rodríguez Chirillo, echó a los gerentes históricos de la administradora del mercado mayorista eléctrico y quiere eliminar las gerencias de Contratos y Combustibles. La primera instancia para cerrar Cammesa es trasladar los contratos de los proyectos de generación a Energía Argentina (ex Enarsa) y licitar todo de nuevo. Es el paso previo para cerrar la compañía.

El Gobierno quiere el mercado se «autogestione» y que las distribuidoras y las generadoras negocien libremente. El superávit financiero que Luis Caputo anunció para enero se explicó en gran parte porque el Gobierno pisó los pagos a las generadoras de energía, que en enero tenían que cobrar $413 mil millones y no cobraron nada.

Como las distribuidoras eléctricas acumularon hasta enero una deuda con Cammesa de casi 400 millones de pesos debido al congelamiento tarifario, el Gobierno quiere que esas dos deudas se anulen entre sí. Las empresas dicen que este jueves pagarán a Cammesa el 25% relativo a noviembre y con eso se acercarán al 50% de la deuda.

Chirillo está trabajando en este plan con Carlos Bastos, ex titular de Infraestructura de Domingo Cavallo durante su paso como ministro de Economía de la Alianza. En las empresas del sector están en shock porque les llegan todas estas versiones y nadie habla con ellos, una situación que no les pasó nunca.

COMENTARIOS