La Armada interceptó e inspeccionó un barco chino que circulaba dentro de una zona prohibida para la pesca en el Mar Argentino

  • Había ingresado 12 millas dentro de la zona económica exclusiva de Argentina, con el radar apagado y las luces para pesca de calamar prendidas.
  • Tras ser contactado formalmente, cambió de rumbo y respondió con evasivas los llamados navales.
  • La inspección determinó que "no había indicios de pesca ilegal".
  • El avistaje del ministro Luis Petri.

COMENTARIOS