Una gira que incluyó una convención y protestas en la embajada

Una gira que incluyó una convención y protestas en la embajada

El viaje del líder libertario incluyó una parada en la convención “Europa Viva 24”. Un cónclave que logró reunir en el Palacio Vistalegre de Madrid, España, a distintos dirigentes del mundo representantes de la derecha, como el máximo referente de Vox, Santiago Abascal, que mantuvo un encuentro a solas con Milei, la diputada de la Asamblea Nacional de Francia y candidata a la presidencia de la República, Marine Le Pen, entre otros representantes. Las protestas también se hicieron sentir.

Además de Milei, se anotaron en la convención el presidente de Chega y diputado portugués, André Ventura, el ministro de Asuntos de la Diáspora de Israel y combate contra el Antisemitismo, Amichai Chikl, y el diputado chileno y líder del Partido Republicano, José Antonio Kast. La Libertad Avanza no solo estuvo representada por el jefe de Estado: también se dio cita uno de los diputados de mayor influencia en el espacio, Santiago Santurio, quien con micrófono en mano dijo que “algo debe quedar claro: nosotros no vinimos a hacer lo que hacen los países ricos. Nosotros venimos a hacer lo que hicieron que esos países sean ricos”. La intervención despertó múltiples aplausos.

Sin embargo, no todo fue color de rosas para el Presidente: cientos de personas se reunieron frente a la Embajada de Argentina en España y cuestionaron su arribo el país europeo. Los cantos de los manifestantes fueron parte de la escena: “¡No es libertad, es fascismo!” y “Señor, señora, no sea indiferente, que matan a lesbianas en la cara de la gente”.

Esto no les gusta a los autoritarios El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad. Hoy más que nunca Suscribite

Pedro Sánchez recargó sus críticas contra el Presidente

R.P.

La relación entre Javier Milei y Pedro Sánchez, presidente de España, está en un punto crítico, prácticamente sin retorno: el líder de La Moncloa criticó la visita de su par argentino a su país para participar de un acto organizado por el partido de derecha Vox.

Sin reuniones pactadas y con cruces previos, el dirigente español se quejó del cónclave “internacional ultraderechista” y sostuvo que el economista libertario es “uno de los líderes principales” de esa “corriente de negación de la ciencia, de los derechos de las mujeres, de equiparar la justicia social con una aberración”.

En un encuentro en Barcelona, el mandatario español criticó la organización del festival de derecha organizado por Vox: “¿Por qué han elegido España para reunirse? No es casualidad. Se han reunido en España porque representamos como sociedad, no como gobierno, todo lo que ellos detestan y odian: el feminismo, la justicia social, la dignidad laboral, un Estado de bienestar fuerte, la democracia”.

No fue la única crítica que se ganó Milei de parte de la administración de Sánchez: la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, no dudó al calificar al gobierno libertario como “cargado de odio”.

En su intervención en la jornada “Más que empleo”, organizada por Cáritas, Díaz declaró: “Estamos como país hastiados de la política del odio; yo defiendo la política de los afectos, un odio inoculado por arriba, no son muchos los generadores de odio, pero hacen un enorme ruido y lo inundan todo. Milei y otros gobiernos del odio vuelven con los recortes y con el autoritarismo”.

COMENTARIOS