La Scaloneta empieza a ensayar su plan para retener la Copa América en Estados Unidos

La Scaloneta empieza a ensayar su plan para retener la Copa América en Estados Unidos

¿Alguien recuerda el amistoso que la Selección de Scaloni jugó contra Nicaragua en la previa de la Copa América 2019, aquella que terminó con la eliminación contra Brasil en la semifinal y la acusación de corrupción de Messi a la Conmebol pero que sirvió para delinear el equipo que, más tarde, nos daría las alegrías más lindas de nuestras vidas. ¿Alguien recuerda ese 5-1 a los nicaragüenses con dos goles de Messi, dos de Lautaro y uno de Roberto Pereyra? No, nadie lo recuerda. Y está bien: son partidos destinados al olvido, que no concentran ningún interés más que para los jugadores y el cuerpo técnico, porque sirven para afinar criterios, evaluar a determinados jugadores y ensayar en el contexto de un partido.

Podríamos decir exactamente lo mismo que el amistoso ante Emiratos Árabes Unidos, seis días antes del debut en el Mundial de Qatar. Es probable que nadie lo recuerde, incluso es probable que para mucha gente nunca haya existido ese partido. Argentina goleó 5-0, festejaron Julián Álvarez, Di María, Messi y Joaquín Correa. Fue el prólogo del Mundial consagratorio de Julián y también la condena de Correa, que horas más tarde quedó desafectado por una lesión. Todo marchaba bien, hasta que el equipo falló ante Arabia Saudita en el estreno mundialista.

Decimos, entonces: amistosos como el de hoy contra Ecuador, o como el del viernes contra Guatemala, quizás en algún tiempo se conviertan en la semilla de un momento inolvidable: la cumbre de nuestras vidas aciagas, el combustible de nuestra existencia como hinchas.

Esto no les gusta a los autoritarios El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad. Hoy más que nunca Suscribite

Como cualquier en vida, el camino de la Selección también tiene situaciones o escenas intrascendentes. O, al menos, que parecen intrascendentes: hoy, en Chicago, sucederá eso. Un partido al que poca gente le prestará atención puede ser el inicio de algo, ya sea colectivo o individual. La confirmación de que un jugador queda o sale de la lista de 26 que debe presentar Scaloni, la ratificación de una titularidad o las correcciones para un mejor funcionamiento. “Todavía no tengo 100% el equipo, sobre todo porque tengo que evaluar los cambios”, dijo ayer. El mediocampo lo conformarán en principio De Paul, Paredes y Lo Celso. Arriba, hay dudas: se disputan un lugar Lautaro Martínez y Julián Álvarez. Y en la defensa, sobre todo en el costado derecho, la duda es Montiel o Martínez Quarta El ensayo terminará de darle herramientas a Scaloni para decidir la formación que debutará contra Canadá, en apenas 11 días.

Una prueba ante Ecuador en Chicago

R.P.

El plantel de la Selección argentina entrenó ayer en Miami y se desplazó a Chicago, para afrontar el amistoso de hoy ante Ecuador, a pocos días del inicio de la Copa América de Estados Unidos.

Este partido y luego con Guatemala serán la prueba final para el entrenador Lionel Scaloni, quien deberá recortar a tres futbolistas para completar la lista de 26 convocados definitiva para el compromiso continental que lo tiene como campeón defensor.

La práctica fue distendida por los 33 grados de temperatura de Miami. Dentro de este clima, Lionel Messi aprovechó los parates para charlar entre risas con Pablo Aimar, Julián Álvarez y Rodrigo De Paul.

Luego se dividieron en tres equipos, en los que realizaron un “picado”, en los cuales el que perdía le dejaba su lugar al combinado que esperaba afuera su turno.

La buena noticia fue que Germán Pezzella se sumó a los trabajos de campo, aunque son cautos desde el cuerpo técnico, ya que se entrenó de manera diferenciada junto con Guido Rodríguez, quien padece un cuadro gripal.

El defensor de Betis, que viene de una microfisura en un dedo del pie, intentó realizar igualmente algunos trabajos con la pelota, pero con el correr de los días se sabrá si finalmente es parte de la nómina o si verá la Copa América desde afuera.

COMENTARIOS