Milei, en Rosario, convocó a firmar el Pacto de Mayo el 9 de julio en Tucumán

El presidente Javier Milei habló en el acto por el Día de la Bandera en Rosario y oficializó la convocatoria a políticos, jueces, empresarios y trabajadores para firmar el Pacto de Mayo en Tucumán, el 9 de julio.

“Quiero aprovechar este día, avanzada la sanción de la Ley Bases y el paquete fiscal, para colocar a todas las autoridades políticas, gobernadores, expresidentes, miembros de la Corte Suprema, empresarios, trabajadores y ciudadanía, a encontrarnos el 9 de Julio en Tucumán para firmar el Pacto de Mayo para dar vuelta la página de nuestra historia. Quiero que este año sea recordado como el punto de inflexión por el que volvimos a ser grandes. ¡Viva la libertad carajo! ¡Viva la patria!”, expresó.

Al inicio de su discurso, dijo: “Conmemoramos el paso a la inmortalidad de Manuel Belgrano, héroe del 25 de Mayo y padre de la bandera argentina. La insignia nacional fue cosida por rosarinas, que querían hacer su aporte a la causa de la libertad. Esos gestos muestran que la voluntad de hombres y mujeres puede cambiar los destinos de una Nación. La decisión de cada individuo puede tener un peso determinante en la historia”.

Y recordó: “La dirigencia política de Buenos Aires no hablaba de independencia, eran fieles a Fernando VII. No querían un mensaje diplomático equivocado, querían cuidar las formas, como aún les gusta hacer a algunos. Para Belgrano éramos libres o no éramos, por eso no renunció a la bandera, a pesar de las ordenes de Buenos Aires. La libertad no se espera, es un instinto innato. A la larga siempre se abre el camino”.

“Belgrano fue un líder de hombres y ejemplo de honradez y austeridad. Fue vocal de la Primera Junta y no cobraba. Donó sus premios por estar en batallas. El dinero para las escuelas no llegó a donde debía y las escuelas no se hicieron. Belgrano tuvo que enfrentarse a las porosas manos de los políticos. Murió pobre, sin poder cobrar el dinero que el Estado le debía. No es de las últimas décadas que los políticos les falten el respeto a los uniformados que pelean por la patria. Es una tradición que debemos terminar”.

Por otro lado, Milei resaltó: “El juramento a la bandera es sagrado, la bandera es la encarnación de la patria. Las banderas no se queman, no se lavan y no deben ser capturadas por el enemigo. Juremos por la bandera como nuestros próceres nos enseñaron. Sueño con que lavandera argentina flamee por los cielos. Quiero que escribamos una nueva historia en el progreso argentino. Para un país próspero y libre, hay que desprenderse de los intereses particulares para establecer el nuevo orden económico que Argentina necesita para ser potencia mundial”.

COMENTARIOS